Social Trading es una manera completamente original e innovadora de analizar datos financieros a través de la comparación con estrategias de otros operadores con éxito, así como sus operaciones y análisis y el inversor tiene la opción de seguir y copiar las operaciones lucrativas de otros operadores.

 

 

Como el más revolucionario de todos los métodos utilizados para operar en los mercados financieros, social trading ha transformado la manera en que los inversores operan al permitirles observar y analizar los métodos de operación utilizados por otros inversores, y así poder adoptar esos métodos que maximizarán su potencial para obtener ganancias. Los operadores tienen la opción de copiar las operaciones de otros completamente o simplemente seleccionar elementos de la estrategia de otros e incorporarlos a la suya propia. Antes de la revolución del Social Trading, todo lo que los inversores tenían como herramientas para operar en los mercados financieros eran los análisis técnicos y fundamentales. En la actualidad, los operadores pueden utilizar el poder del Social Trading a su favor y comparar sus procesos de toma de decisiones en las operaciones con los de otros para poder crear la estrategia de operación óptima y más rentable.

 

 

Además, el Social Trading es una herramienta excelente para los operadores amateur, ya que les ayuda a obtener el conocimiento y la experiencia esenciales exponiéndolos a técnicas de operadores experimentados. Por estos motivos, el Social Trading se convierte en un elemento importante de la educación de un operador y hace que la curva del aprendizaje sea más fácil y rápida. Además es divertido; los operadores de todo el mundo tienen la oportunidad de interactuar, debatir, aprender los unos de los otros y crecer, todo con el objetivo de minimizar sus pérdidas y maximizar sus beneficios.

 

Entonces, ¿cómo funciona?